¿Velib o no?

Dentro de una semana volveré a la ciudad de las luces y toca tomar unas decisiones más o menos importantes.
Entre éstas surge la pregunta de contratar o no un abono de velib.

Cuando empezó la instalación de estas bicis en libertad, a los tres meses contraté un abono de un año. Costaba una treintena de euros y te dejaba usar estas bicis tantas veces como querías siempre que las sesiones de uso no superaran 30 minutos. Al final de este año, constaté que los había usado tres días, esencialmente porque había huelga de los transportes. Y al final no seguí con el abono.

Hoy la oferta de velib mejoró muchísimo. Primero porque instalaron más estaciones dentro de París, pero también porque extendieron el territorio de la oferta a los municipios de rodean la capital. Total tengo dos estaciones al lado de mi oficina y otra al lado de mi club de deporte.

Si vacilo tanto es que el velib me plantea dos problemas.

El primero es que yo suelo pasear mirando por todas partes menos por donde piso y eso no es adecuado para desplazarse en bici por la jungla parisina.

El segundo es que no me gusta hacer bici cuando no llevo pantalón y zapatillas. Total por vestirme de modelito o lucir algunos tacones improbables, en varias ocasiones renuncié a usar el velib.

Por cierto, puedo rehacer mi vestuario y conservar exclusivamente lo que cuadra con la vida de ciclista urbano de azar. Pero como viandante empedernida no sé si soy capaz de centrarme en el manejo de esta maquinita.

¿Y vosotros, que decís?

Esta entrada fue publicada en París y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a ¿Velib o no?

  1. caol dijo:

    Hola Santi
    Siempre puedes reclamar pero dudo que consigas algo.
    Lo que pasa es que cuando devuelves la bici, tienes que controlar que la ataste correctamente (en ese caso la luz se vuelve verde).
    Si no lo controlas bien, consideran que no devolviste la bici y pasado 24 horas que fue robada. Total te la cargan.
    Eso le pasó a mucha gente…

  2. Santi dijo:

    Pues a mi me sacaron los 150 euros y me he quedao temblando!!!
    Donde puedo reclamar???

  3. caol dijo:

    ANA, cualquier persona puede usar la velib. Sólo falta pagar con tarjeta el abono para un día (1€) o siete días (5€).

    El tema es lo que comenta beniru: el abono anual cuesta 29€ y merece la pena si usas la velib más de 29 días al año 🙂

  4. beniru dijo:

    Hola Caol, soy un ferviente seguidor de tu página, pero es la primera vez que escribo. Llevo seis meses en París, y, como todos, ya he pasado todas las etapas para con esta maravillosa ciudad (odio/amor/resignación/disfrute..), pero una de las cosas que más me han ayudado es, sin duda, tu página.
    En cuanto al uso de la velib, te cuento que para mí la bicicleta es el medio de transporte más cómodo para vivir París. Te permite viajar con la velocidad justa para descubrir sus rincones. Además, siempre puedes echar el pié a tierra y hacer un paréntesis. Te da libertad y posibilidades. Yo tengo mi propia bici pero a veces utilizo la velib por comodidad (poder dejarla en cualquier sitio y volver en otro medio de transporte). Yo no me he sacado el carnet anual porque haciendo cuentas no sale tan rentable. Cada vez que la necesito, saco el ticket por día, que te cobran según el uso y sale bastante más barato (te aseguro que lo utilizo menos de 30 días al año). Solo que tienes que poner la fianza de 150 € a cargo de tu tarjeta pero que no te cobran. Funciona bastante bien. En tu caso, puedes utilizar esta posibilidad cuando tu vestuario te lo permita.
    Bueno, encantado de saludarte y escribirte.
    Saludos.

  5. Ana dijo:

    Pues yo te veo como una paseante sin remedio. Ir en bici es incompatible con ir mirando hacia arriba, con ir haciendo fotos, con pararte a «desmenuzar» cada rincón insólito…
    Pero también te veo en bici, la verdad. Y, aunque el bus te permite ir observando el entorno, la bici también cuadra mucho contigo: tiene ese algo de libertad y de naturaleza dentro de lo urbano que, creo, te definen. Puedo estar equivocada, pero te veo más recorriendo París en una bici con tu atuendo informal que con modelazo y tacones imposibles.
    De todos modos, 30 euros al año no es un precio muy elevado para tener siempre a mano esa opción, ¿no?
    Por cierto, ¿la velib es solo para parisinos, o también los visitantes de tres o cuatro días pueden usarla?

    Un beso (y, con bici o sin ella, por favor, sigue recorriendo París para nosotros)

  6. te pongo la web pues hace años entre en la tiuya y me encanto gracias ati hice la mia inclusio nos hemos escrito, te saludo otra vez y te invito a entrar en la mia, vivo en http://www.ribeira.eu y en la mia veras desde que nacia hasta hoy pasando por mi tiempo de exilio en usa saludos que los vientos te den de popa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *